España ha sido sumiller de la historia, pariendo variedades, creando vinos y recibiendo vides hasta hacerlas propias. España combina la más moderna enología con sanas prácticas artesanas, que une modernidad y tradición. Es una leyenda que supera a la realidad.

El sabor de España

Para conocer un país hay que haber probado su pan y bebido su vino. En gran parte los sabores de España son los sabores de sus vinos, tan variados como sus tierras y sus cocinas.

La diversidad es uno de los pilares de los vinos de España, que presentan una imagen atractiva y una oferta poderosa. Esta diversidad hinca sus raíces en las prácticas culturales españolas y en su orografía; cepas y suelos son un binomio indisoluble. La climatología, única entre los países de su latitud, hace el resto.

Desde Canarias, asomada al trópico, hasta los valles fluviales de la cornisa cantábrica, y desde el Mediterráneo hasta el estrecho donde se unen los mares, pasando por los viñedos esteparios de la Meseta Central y las concas de las serraladas ibéricas y pirenaicas, una rica diversidad de aromas y sabores hacen de los vinos de España un patrimonio de la Humanidad. Blancos con o sin barrica, frescos y perfumados rosados, tintos jóvenes y de eterno matrimonio con el mejor roble, hasta finos, cavas, espumosos, generosos, licorosos de todo tipo y añejos de ancestral tradición hechos por el tiempo y el monte.

Todo este rico activo, que atrae a consumidores y aficionados de todo el mundo, seduce con placer a quienes se interesan por el vino español para saber y beber. Nada se ama más que aquello que se conoce, y conocer los vinos de España enseña y entretiene.

.

La filosofía del origen

Más de 700.000 Has de viñedos en España están amparadas por la filosofía del origen. 61 Consejos Reguladores protegen la producción vinícola de calidad. Esto es cada día más apreciado en los mercados internacionales, donde un inspirado vigor en la exportación española marca una tendencia positiva.

Las Denominaciones de Origen españolas proyectan su identidad, el valor del “terroir” y de la cultura de la zona y de la especie (las variedades de vid allí acogidas y cultivadas) de forma pulida y esplendorosa.

Los 10 mejores vinos españoles:

1. AALTO 2012: Vino muy limpio y brillante, color cereza picota intenso. Aromas frutales a fresas, frambuesas y grosellas. Intenso, goloso, fresco y carnoso en boca, con taninos muy dulces y equilibrados. Final de larga persistencia con tonos frutales.

2. ABADÍA RETUERTA SELECCIÓN ESPECIAL 2011:  Intensa capa de color granate con notas de fruta roja y negra madura con aromas balsámicos y especiados a regaliz. Potente, afrutado, cremoso y largo en boca. Con cuerpo, donde destacan unos taninos de marcada personalidad, muy agradables, que engrandecen su largo final, su persistencia.

3. LAN A MANO EDICIÓN LIMITADA 2011: Rojo picota muy intenso, franco y directo en nariz con aromas de fruta negra compotada y cacao que dan paso a la fruta roja y las flores violetas. Ataque en boca potente, con taninos vivos. Final muy largo donde destacan los sabores a fruta roja, cacao y tostados.

4. DOMINIO DE TARES CEPAS VIEJAS 2011: Color rojo picota, con aromas a confitura de frutillos rojos y negros, y especias dulces y torrefactos de la crianza. En boca es equilibrado y sedoso, con gusto de fruta negra bañada en cacao y un largo final de finas notas balsámicas.

5. VIÑA GODEVAL CEPAS VELLAS 2013: Color amarillo verdoso con todos dorados y aroma a fruta madura (manzana, melón y piña), coco, sabores ahumados y especiados. En boca, presenta sensaciones dulces que aportan cuerpo y volumen, sabores ácidos con elementos minerales frescos y persistentes.

6. DESCENDIENTES DE J.PALACIOS BIERZO PÉTALOS 2013: Color picota con ribete granate. Aromas de frutos rojos y negros en confitura, notas florales (violeta), bombón y cacao, hierbas aromáticas y finas maderas. Sabroso en boca, jugoso, fresco, aromático y equilibrado. Final frutal de buena persistencia y expresión mineral.

7. CVNE RIOJA IMPERIAL RESERVA 2010: Color cereza picota con matices rojo brillante. En nariz resaltan aromas frutos del bosque y regaliz las notas especiadas a tomillo, romero, clavo y hoja de puro que proceden de su estancia en barrica. En boca tanino amable que aporta redondez y frescura.

8. FINCA SAN MARTÍN CRIANZA 2012: Rojo rubí de capa media y ribete púrpura. Aromas de frutas rojas (grosellas, frambuesas), de palo de regaliz, notas especiadas y balsámicas. En boca, fresco, goloso y redondo. Final largo a especias, chocolate negro y toffee.

9. HACIENDA MONASTERIO COSECHA 2011: Color rubí oscuro y brillante. Aromas complejos, frescos y minerales en nariz, con notas de regaliz y grosellas. En boca, presenta taninos pulidos en equilibrio con la fruta, la mineralidad y la acidez. Estructurado y fresco, con un final largo y frutal con recuerdos de su crianza.

10. CAPELLANÍA 2010: Vino pajizo brillante con aromas de flores blancas. frutas frescas, pera, piña, crisantemo y lila. Frutoso, equilibrado, corpulento y mineral, con notas de fruta de hueso. Su final dura varios minutos en boca.